Bizkaia

El movimiento feminista sale a la calle por el 8M en Bilbao

Banner de Ruta del Vino Rioja Oriental en Bilbao

En un año marcado por la crisis sanitaria, las celebraciones y protestas con motivo del Día Internacional de la Mujer han sido puestas en cuestión. Mientras en Madrid la Delegación del Gobierno ha prohibido todas las manifestaciones por motivos de riesgos de salud, en Euskadi un año más hay multitud de convocatorias programadas bajo las premisas que han marcado el resto de manifestaciones de otra índole: distancia de seguridad, mascarilla e hileras para organizar la afluencia de los participantes.
A pocos minutos de la primera convocatoria de la mañana, May Madrazo ha salido a las calles de la villa para testar las sensaciones de la ciudadanía en esta jornada:

La primera de las convocatorias nos lleva a la Oficina de Extranjería de Bilbao, en la Plaza Pío Baroja. A las 11.00 la jornada arranca con una concentración contra el racismo y a favor de la lucha de las  mujeres migradas, racializadas y gitanas, que salen a la calle bajo el lema «Sistema razista Arrakalatu/ Tejiendo resistencias feministas» y con un mensaje claro: «debemos agrietar el sistema racista, heteropatriarcal y biocida desde la resistencia feminista».

Preparativos de la concentración de las 11.00

 

Al otro lado de la ría, en el Salón Árabe del Ayuntamiento, el alcalde, Juan Mari Aburto, ha presidido la lectura de la declaración por el Día Internacional de las Mujeres, acompañado de la edil de Igualdad, Nekane Alonso, así como de una representación de la Corporación Municipal y Eudel.

En el manifiesto se señala que «corresponde hacer un reconocimiento a la aportación de las mujeres a la lucha para combatir la pandemia y sus consecuencias en todo el mundo.»

Además, este 8M, la concentración de pensionistas de cada lunes para reclamar «pensiones dignas» ha tenido como protagonistas a las mujeres pensionistas. El movimiento feminista se ha sumado a las reivindicaciones por las pensiones porque precisamente ellas, las mujeres pensionistas, son también la cara más vulnerable de los pensionistas. (Home)

Hoy en las escalinatas del Ayuntamiento movimiento feminista y pensionista unen fuerzas. 

Además, por tercer año consecutivo, la Diócesis de Bilbao ha realizado un acto público de reconocimiento a 8 mujeres. En esta ocasión, se quiere reconocer la labor de mujeres que han estado y están trabajando codo con codo, desde hace un año, en ámbitos en los que se está viviendo la enfermedad muy de cerca.

Los ámbitos que se han reconocido han sido: la acción social, pastoral de la salud, las residencias de las personas mayores, la educación, mujeres comprometidas con los países del Sur, mujeres en el ámbito de la sanidad, mujeres en tareas pastorales en la comunidad y mujeres en el ocio y el tiempo libre.
 Juanma Jubera nos ha dado todos los detalles desde allí: