Bizkaia

A los peces también les gusta a cerveza

Banner de IMQ en Bilbao

La reutilización de los subproductos derivados de la producción de alimentos es una pieza clave en las nuevas políticas en economía circular y desarrollo sostenible promovidas por la Unión Europea. En este ámbito, el centro tecnológico AZTI, miembro de la alianza Basque Research and Technology Alliance (BRTA), coordina el proyecto Life Brewery, que tiene como objetivo demostrar la viabilidad de los residuos generados en la producción de cerveza y darles una segunda vida como alimentos para los peces de acuicultura.

El objetivo de la iniciativa, integrada en el programa LIFE de la Unión Europea, es aprovechar los más de 6 millones de toneladas de bagazo y el millón de toneladas de levadura que se generan en la producción de la cerveza para obtener ingredientes con el mismo valor nutricional, digestibilidad y seguridad alimentaria que los de los piensos empleados en la actividad acuícola.

“El alto número de compuestos de alto valor (proteínas, fibra, etc.) que contienen los subproductos generados en la producción de cerveza les confieren gran potencial para su aplicación en la industria farmacéutica y cosmética. Pero estos usos solo dan salida a una pequeña parte de los residuos, por lo que es necesario buscar nuevas alternativas como la producción sostenible de piensos de acuicultura”, asegura David San Martin, responsable de este proyecto en AZTI.

En concreto, el equipo de investigación implicado en el proyecto, que arrancó en 2017 y se prolongará hasta 2021, ha conseguido desarrollar y validar un nuevo esquema de valorización, que ha permitido la obtención de cuatro prototipos de ingredientes a partir de la levadura y el bagazo, tanto hidrolizado como sin hidrolizar.