Tecnología

Análisis | Dos meses utilizando el nuevo iPhone 13 Pro Max: ¿merece la pena actualizar?

Ponemos a prueba el teléfono más completo de Apple de cara a este Black Friday
Vista de las cámaras traseras del iPhone 13 Pro Max / Íñigo Sastre

Apple se caracteriza por no introducir grandes cambios cuando lanza una nueva versión. Ya sea de un teléfono móvil o de su último sistema operativo, los usuarios pueden sentirse seguros de que la actualización no supondrá un trauma: las cosas seguirán ahí. Y eso es, precisamente, lo que ha ocurrido con el último lanzamiento de Cupertino cuando lleva dos meses entre nosotros.

El iPhone 13 es una evolución lógica del iPhone 12. Lo es en todas sus variantes. Y, si en Egunon Magazine ya hicimos un pequeño repaso a las novedades de estos teléfonos tras la keynote de septiembre, hoy, tras un mes de uso, toca hacer balance. Lo hacemos además poco antes del Black Friday y de empezar la capaña navideña. ¿Merece la pena actualizar tu teléfono móvil?

La ‘gran’ actualización es más que por el tamaño de la pantalla

Pongámonos en situación. Para evaluar este nuevo terminal, partimos de que llevamos un año utilizando un iPhone 12 mini. Pasamos de tener una pantalla Super Retina XDR (OLED) de 5,4 pulgadas a un pantallón de 6,7 pulgadas. La diferencia es de un par de dedos. Y, recordando a Steve Jobs, no: no nos permitirá utilizar todo el teléfono solo con el pulgar. Algo que algunos habíamos agradecido mucho tras probar el iPhone 12 mini.

Sin embargo, la pantalla del iPhone 13 Pro Max no nos sorprende sólo por el tamaño. La gran novedad del terminal profesional de Apple está en la tasa de refresco de la pantalla. La tasa de refresco viene a significar cuántas veces es capaz de «parpadear» esa pantalla. Cuanto mejor es la tasa de refresco, más nítidos y claros se ven los movimientos. Apple se ha puesto a la altura del mercado.

Mientra que otros teléfonos con Android ya contaban con pantallas con tasa de refresco de 120 Hz, Cupertino seguía manteniendo pantallas con menores tasas de refresco. Este tipo de pantallas, al refrescar más veces por segundo, también consumen más recursos del sistema. Y, por lo tanto, más batería. Por eso Apple ha introducido pantallas con tasas de refresco progresivas. Si estás leyendo, la pantalla mantiene tasas de refresco más bajas, desde los 20 Hz. Sin embargo, a medida que realizas acciones que requieren de más velocidad, esta tasa va aumentando.

Tras un mes de uso, uno empieza a notar que ver la televisión, o incluso ir al cine, parece una experiencia del pasado. Empiezas a notar lentos los movimientos más bruscos sobre la pantalla. Porque verlos en la pantalla de 120 Hz es casi como verlos en el mundo real con tus propios ojos. Desde hacer scroll hasta ver vídeos grabados en alta resolución, todo se vuelve una experiencia.

Cámara de cine para tus mejores momentos

Los teléfonos de Apple se detuvieron en los 12 megapíxeles de cámara con el iPhone 6S. De hecho, los teléfonos del resto de fabricantes utilizan la resolución de la cámara como argumento de venta. ¿Son necesarias cámaras de 108 megapíxeles? ¿Se nota en algo? Tras utilizar dos meses el iPhone 13 Pro Max no nos quedan dudas. También lo hemos podido comprobar en ocasiones anteriores. Tanto con el iPhone 12, en sus versiones normal y mini, con cámaras estupendas gracias a la inteligencia artificial, e incluso con los primeros teléfonos Pixel de Google.

Las cámaras de los teléfonos móviles más actuales son buenas no por sus sensores, ni por la resolución, sino porque son capaces de captar las imágenes como las vería el ojo humano. Del iPhone 13 Pro Max nos sorprende especialmente el color, la vivacidad de las imágenes, la nitidez en las tomas nocturnas y, por supuesto, cómo sabe anticiparse al modo fotográfico que queremos utilizar. No es necesario ser un buen fotógrafo para hacer buenos retratos. El iPhone 13 Pro Max es la herramienta creativa para quienes piden un poco más.

Maqueta de tren
Una maqueta de tren en el Museo del Ferrocarril de Madrid / ÍÑIGO SASTRE

En esta fotografía de una maqueta de un tren, el teléfono es capaz de detectar perfectamente el objeto bajo el cristal y difuminarlos elementos secundarios de la imagen. Capta a la perfección las líneas de la maqueta. En fotografía de personas o animales, mejora la nitidez del retrato y compensa los colores.

Retrato con el iPhone 13 Pro Max

Y, llegados a este punto, y habiendo resaltado que este terminal es capaz de anticiparse al tipo de toma que quieren hacer los usuarios, nos toca hablar del modo cinematográfico. También llamado ‘Cinematic Mode’, el iPhone 13 Pro Max convierte tus vídeos.

Los planos secuencia se han hecho populares en el cine gracias a obras maestras de Stanley Kubrick, Alfred Hitchcock o Martin Scorsese. A finales de la década de los 2000 y en los primeros años de la década de 2010 se popularizaron en todo el mundo los flashmobs. Aquellos vídeos virales eran, en realidad, tan solo planos secuencia en los que participaba una gran cantidad de gente, haciendo bailes y apareciendo por sorprsa. Cómo les hubiera gustado tener una herramienta como los iPhone 13 en aquellos años en los que estaba tan de moda.

Los nuevos terminales de Apple son capaces de hacer, dentro de los vídeos, efecto bokeh en tiempo real. Los personajes u objetos principales del vídeo cambian a primer plano de forma automática y con muchísma sutileza.

Disponible en el iPhone 13, 13 mini y, por supuesto, en los modelos 13 Pro y 13 Pro Max, el ‘Cinematic Mode’ es una característica que llama la atención de todos los curiosos. Es lo primero que la gente quiere probar cuando ve que tienes el último móvil. Pero, lejos de ser una característica novedosa, es realmente práctica para quienes tienen este teléfono como herramienta de trabajo. Para aquellos que tienen que sacar vídeos de alta calidad.

La inteligencia artificial está detrás de esta característica que podría parecer mágica, que no podría ejecutarse sin su procesador A15 Bionic. Eso sí, apoyada en su cámara ultra-wide. Los primeros teléfonos que trataban las imágenes mediante inteligencia artificial no tenían la capacidad de hacerlo con tanta nitidez y fluidez como lo hacen los de Apple. Desde sombras y suavizados rotos en las tomas hasta personas del fondo que aparecían en primer plano. Ahora, hacerlo tan bien y en vídeo, en tiempo real, es algo que maravilla incluso a quienes conocen la técnica detrás de este procesamiento que roza la perfección en tiempo real.

La batería, todo un acierto para un teléfono de este tamaño

Lo bueno de pasar de un teléfono de 5,4 pulgadas a uno de casi 7 no solo es tener una pantalla de mayores dimensiones. Sacrificas la portabilidad, el peso y otras características, pero tienes la certeza de que ganas en batería. En nuestras pruebas, hemos pasado de apenas llegar al día con un uso normal en el 12 mini a tener la sensación de poder estar casi dos días sin cargarlo.

Los 4.352 mAh del iPhone 13 Pro Max se notan. En la keynote de septiembre, en la que se presentaron estos teléfonos, Apple aseguró que el 13 y 13 Pro Max ofrecían 2,5 horas más de batería que sus predecesores, los 12 y 12 Pro Max. En BeTech del diario AS citan una comparativa con el Samsung Galaxy S21 Ultra y el 13 Pro Max gana en batería.

Los teléfonos móviles han evolucionado en características: consumen más energía. Por ello han tenido que ampliar sus capacidades con el paso del tiempo hasta nuestros días. El iPhone 3GS, lanzado en 2019, contaba con una batería de 1.219 mAh.

Cómo ha mejorado iOS 15 el día a día de un usuario

Apple está haciendo los deberes con su sistema operativo a lo largo de los diferentes entornos. El año 2013 fue un punto de inflexión, con iOS 7, cuando la manzana introdujo la gran renovación de sus sistemas operativos móviles. Migraron a un diseño más plano, centrado en el contenido y no en el entorno.

Los últimos años, se han centrado en mejorar el rendimiento del sistema operativo. Con iOS 15 hemos notado una mejor fluidez en todas las aplicaciones. Todo funciona de manera más rápida, no solo en los nuevos terminales, sino también para aquellos que este año no hayan actualizado su teléfono móvil.

Apple cuida a la perfección la durabilidad de sus dispositivos. Las empresas tecnológicas han empezado a poner el foco más en la seguridad y en el valor añadido de su entorno. Que un dispositivo dure más años significa que contratará más servicios.

iCloud incorpora ahora, todavía en fase beta o de pruebas, su relay privado. Esto significa que el usuario navegará cuando lo active a través de una red privada de Apple. Los datos entre el teléfono y los servidores a la hora de utilizar.

¿Me compro un iPhone 12 o un iPhone 13 en Black Friday?

Es la pregunta que se harán ahora todos los usuarios que estén decididos a cambiar de teléfono móvil. ¿Merece la pena cambiarse? Los precios de los modelos 12 del iPhone han bajado considerablemente. Pero, teniendo en cuenta los 120 Hz de la pantalla en los modelos Pro de estos teléfonos, para quien quiera tener la última tecnología y obtener un terminal duradero y que aguante bien el paso de los años, la gama Pro es un opción a tener en cuenta.

Definitivamente, el iPhone 13 Pro y 13 Pro Max están destinados a usuarios profesionales. Elbio Nielsen, de Media Attack, una empresa de Bilbao dedicada a la producción audiovisual, graba y edita todos los contenidos utilizando teléfonos de este tipo. «Utilizamos los móviles desde que llevan cámaras como herramienta de grabación», nos explica. «En un principio conseguimos grabar y editar con un iPad 2 y desde entonces vimos el potencia en la agilidad que teníamos y lo que reducía los tiempos de producción». Desde su empresa, han lanzado un nuevo proyecto denominado Video Riders, donde profesionales venidos de campos como las Bellas Artes o las Ciencias Económicas emplea exclusivamente tecnología móvil para elaborar contenidos.

Los usuarios más exigentes querrán disponer de todas las características que equipan de serie. Jon Maza, bilbaíno dedicado a las nuevas tecnologías pero que emplea estos terminales como dispositivo personal, destaca especialmente la tecnología ProMotion de Apple y la tasa de refresco de 120 Hz en las pantallas, tras un mes de uso de estos dispositivos.

La gran diferencia está en la cámara. Mientras los iPhone 13 (y también sus predecesores, los 11 y 12) montan solo dos cámaras, los iPhone 13 Pro montan tres. Esto, junto a la tecnología LiDAR, permite obtener mejores tomas nocturnas con menor presencia de ruido en las fotografías y vídeos nocturnos. Además, permiten zoom óptico de tres aumentos sumando la información de las diferentes cámaras.

Niza Francia iPhone 13 Pro
Fotografía nocturna realizada en Niza (Francia) con el Phone 13 Pro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Radio Popular