Sin daños colaterales a pesar de una derrota preocupante

El Surne Bilbao Basket mantiene el basket average ante el Igokea bosnio (81-84), pero pierde la imbatibilidad europea con un partido sin norte

El Surne Bilbao Basket salió con la sensación de haber vivido un mal sueño ante el Igokea m:tel bosnio. Los bilbaínos cayeron por 81-84 ante un rival menor que supo exprimir al máximo el momento de extremada confusión de los inquilinos del Bilbao Arena. Los de Jaume Ponsarnau lograron salvar el basket-average casi sin quererlo ni merecerlo y dejando un poso de dudas que no habían aparecido hasta la fecha, pero siguen muy vivos en Europa.

Fue un partido extraño, lleno de despropósitos, errores groseros y pocos momentos de lucidez. El arbitraje se sumó a la fiesta de la confusión con decisiones incomprensibles, pero sin influencia en el devenir de un partido que mereció perder el Surne Bilbao Basket. No se pueden dar más facilidades a un rival que desperdició una renta de 18 puntos a seis minutos del final del partido (60-78).

Primera derrota de la temporada en la BCL sin daños colaterales. Incomprensiblemente los bosnios se quedaron sin atacar la última acción para proteger su victoria en lugar de luchar por sacar un basket-average que tenían a tiro. Ese miedo le sirvió al Bilbao Basket para mantener al menos el seguir dependiendo de sí mismo con Bahcesehir College y el propio Igokea con dos victorias, tres los bilbaínos y una Nymburk con dos partidos por disputar. Ocasión perdida.

El desarrollo del partido fue un tobogán de sensaciones, la mayoría negativas. Puesta en escena tibia con reparto de minutos y roles debido, en cierta medida, a la ausencia de Ludde Hakanson y los problemas físicos que no dejan crecer a Emir Sulejmanovic. Asumible reparto de golpes y defensa con la mirada para concluir el primer tiempo con 41-46.

Irrupción de Ubal

Asumible si el equipo cambiaba su cara, sobre todo en defensa. Pero no fue así. La irrupción de Agustín Ubal parecía dotar al equipo del carácter necesario para voltear un marcador adverso. El uruguayo empieza a crear algo ‘lindo’ con la grada. Con su presencia en la dirección el equipo remontó el luminos hasta el 57-56 a falta de 2:25 para acabar del tercer cuarto. Pero un 0-9 empezó a desmontar el espejismo, no había más.

Entonces llegó la hecatombe. El arbitraje fue incompresible. Pero lo fue aún más el juego del Surne Bilbao Basket. Todo el mundo buscó soluciones individuales y el colectivo naufragó hasta verse con 18 puntos de desventaja. Afortunadamente los bosnios te tiraron varios tiros en el pie y se pudo salvar, al menos, el basket average. Cierto que el equipo bilbaíno pudo hasta empatar el partido, pero tampoco hubiera sido justo.

Ficha técnica

Surne Bilbao Basket (19+22+16+24): Radicevic (5), Francis Alonso (5), Rabaseda (2), Rosa (2) y Kyser (8) -cinco inicial-; Ubal (11), Adam Smith (14), Reyes (14), Sulejmanovic (7), Andersson (2) y Withey (11).

Igokea m:tel (25+21+19+19): Ray (8), Crawford (17), Delalic (3), Tanaskovic (13) y Djordjevic (16) -cinco inicial-; Kondic (3), Waller (10), Josilo (6) y Maric (8).

Parciales: 19-25, 41-46 (descanso); 57-65 y 81-84 (final).

Árbitros: Yohan Rosso (Francia), Saverio Lazarini (Italia) y Anastasios Kardarios (Grecia). Descalificado por dos técnicas el técnico
rival Dragan Bagic (m.31).

Incidencias: Partido de la cuarta jornada del Grupo D de la Liga de Campeones, disputado en el Bilbao Arena de Miribilla ante unos 3.000espectadores.

También te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Radio Popular