Un futuro en cinco minutos

ZEV Zuazo rescata un punto imposible cuando caía por cuatro goles en la recta final del encuentro ante Rocasa, segundo clasificado (28-28)
El banquillo del ZEV Zuazo celebra un gol ante Rocasa / Alfredo García

En plena lucha por sobrevivir, en el sentido más literal del término en cuanto al futuro del propio equipo, el ZEV Zuazo demostró que está preparado para todo tipo de batallas, y por supuesto también las deportivas. A este respecto, seguramente ni siquiera los más optimistas habrían apostado por un resultado positivo ante Rocasa Gran Canaria cuando el luminoso de Lasesarre señalaba un poco esperanzador 23-27 a falta de cinco minutos para la conclusión. Nada estaba a favor de las vizcaínas, como en realidad tampoco lo está en cuanto a la situación económica. Pero las nuestras llevan un tiempo haciendo todo un curso acelerado (cuando no directamente una larga carrera universitaria) de supervivencia en todos los órdenes, y la piel está ya curtida.

El encuentro comenzó por los derroteros esperados, considerando que las insulares ocupan la segunda plaza y que venían de caer ante Porriño, de manera que las gallegas les igualaban en la tabla. Marta Mangué y María Zaldúa tomaron el mando de las operaciones del cuadro visitante para llevar a su equipo a una ventaja de seis goles en el minuto 10 (3-9). Sin embargo, las de Haito no se vinieron abajo, ni por la entidad del rival ni por la desventaja en el marcador, y siguieron con su táctica de reducir daños y aplicárselos al conjunto canario. La remontada se fue fraguando, pero algunas pérdidas provocaron que al descanso la renta siguiera siendo de Rocasa (13-16).

Y ésa fue la diferencia en la que navegó la ventaja grancanaria en la reanudación, y que marcarían los parciales de los minutos 40 (17-20), 45 (19-22) y 50 (21-24). Aún sería peor el del minuto 55, un -4 (23-27) que desde luego no auguraba nada bueno. A falta de cinco minutos, Rocasa no sólo mantenía ese colchón de tres goles con el que había manejado la situación a lo largo del segundo acto, sino que había logrado ampliarlo en uno. Y ahí sonó la corneta y, de nuevo en una situación límite, el equipo fue capaz de lo imposible.

Con el minucioso plan de reducir un gol por minuto, Zubileta Evolution Zuazo se puso manos a la obra. Un plan que, siendo plenamente sinceros, tenía pocas opciones de salir bien. Pero no es menos cierto que, de todos modos, la alternativa (la derrota) era poco edificante y atractiva. Con ese poco o nada rebatible argumento, jugadoras y cuerpo técnico se miraron a los ojos y decidieron que al menos había que intentarlo. No dejaba de ser, por otro lado, otra batalla más de las muchas que han tenido y tendrán que afrontar. Y no sólo en el parqué.

Lo cierto es que el enrevesado guión empezó a funcionar y el equipo vizcaíno fue reduciendo poco a poco esa desventaja. Hasta que el gol final de Magda Fdez-Agustí (autora de ocho dianas y máxima anotadora del partido) dio plena validez al argumento dibujado y desató la locura en el recinto barakaldés. Fue, por otra parte, una especie de «déjà-vu», con la misma protagonista y el mismo rival que la campaña pasada. El 28-28 final dejó un sabor casi de victoria, considerando todas las circunstancias que confluían en Lasesarre.

Es verdad que, pese a todo, ZEV Zuazo cae un puesto en la clasificación y ahora es undécimo, penúltimo, tras la victoria de Granollers. En todo caso, ambas escuadras aparecen con siete puntos y están a dos de una octava plaza que da derecho a entrar en la lucha por el título en la segunda fase y que, sobre todo, certifica la permanencia. El average general (-20 para las catalanas, -22 para Zuazo) es el que determina esa momentánea variación en la tabla. Ahora toca aparcar la liga y centrarse en la Copa. Será el sábado (19:30) en Lasesarre frente a Gijón.

ZUBILETA EVOLUTION ZUAZO:

Ezbida, Velasco (3), Zaldúa (2), Alba Sánchez, Ari González, Berasategi, Garoa Sarrionandía – Ibarra (5), Molano, Molés (1), Gil, Puigbó (3), Valero (4), Bengoetxea (2), Permach, Mada Fdez. Agustí (8), Ixone García

ROCASA GRAN CANARIA:

Falcón (2), Pizzo (1), Rodríguez (4), Pérez (2), Gkatziou (1), Mangué (4), Nissen, Spugnini (1), Mbengué (5), Gomes (2), Palomino, González (1), Zaldúa (5), Guerra

Árbitros: Josep Millán y Roland Sánchez (Colegio Catalán). Excluyeron a Bengoetxea (ZEV Zuazo) y, por parte de Rocasa, a Marta Mangué (en 2 ocasiones) y Zaldúa

PARCIALES: 1-4 (5′), 3-9 (10′), 8-11 (15′), 10-12 (20′), 11-13 (25′), 13-16 (Descanso), 16-18 (35′), 17-20 (40′), 19-22 (45′) 21-24 (50′), 23-27 (55′), 28-28 (Final)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Radio Popular