Nada puede con Urdaibai

En unas condiciones impropias para remar, Bermeo se lleva con autoridad el Campeonato de Euskadi ante Zierbena, con Isuntza rozando el podio
Nada puede con Urdaibai
Bermeo celebra el Campeonato de Euskadi conquistado en Donosti / URDAIBAI ARRAUN
Banner de Pollería Ainhoa en Bilbao

La temporada arraunlari sigue el guión previsto. Y éste pinta de azul. El Campeonato de Euskadi está ya, por tercer año consecutivo, en las vitrinas de Urdaibai, dando así continuidad al de Bizkaia conquistado siete días atrás. Una victoria, la de esta mañana en Donosti, que ha tenido el extra de tratarse de una regata que ha reunido a las mejores traineras de ambos herrialdes, tras haberse hecho con el billete en el provincial. Y además ha tenido otro ingrediente más: las pésimas condiciones meteorológicas.

Unas condiciones inapropiadas

En una mañana que invitaba a cualquier otra actividad que no fuera remar, con vientos de más de 45 kilómetros por hora y un peligroso oleaje, se ha considerado sin embargo que no había razón alguna para desactivar el Campeonato de Euskadi. La única variación, eso sí, ha consistido en cambiar la lucha a cuatro calles por una a dos y en modalidad contra el crono. Así, cada tanda la han formado dos botes, en las calles 3 y 4, con una diferencia de dos minutos entre tandas.

De esta forma, desde las once han competido remeros de la categoría de veteranos, que se han encontrado con un campo de regateo que de estable tenía poco. Y hablamos de remeros que en algunos casos superan los 60 años. Ha salido victoriosa la tripulación zarauztarra de Badok 13, por delante de Illunbe y Mundaka. Getxo ha sido quinta por 29 centésimas respecto a la cuarta (Fortuna). Bilbo y Santurtzi han ocupado las dos últimas posiciones, por detrás de Zumaia.

Urdaibai, a lo suyo

A continuación, el turno de los chicos. En la nómina de favoritos, Urdaibai y Zierbena por parte vizcaína, y Hondarribi y Donostiarra por la guipuzcoana. Sin embargo, la trainera local ha quedado apeada de la pelea en la segunda ziaboga, al dejar la baliza a estribor. La maniobra ha costado a los Igor Makazaga cerca de medio minuto y, con ello, las opciones que pudieran tener de podio.

En cuanto a las otras tres, la Bou Bizkaia ha mostrado desde el principio que era el rival a batir. Los de Iker Zabala han imprimido un fuerte ritmo, solo seguido por Zierbena, que en realidad aventajaba visualmente a los bermeotarras, ya que los galipos habían partido dos minutos antes. En balizas exteriores, la renta de los azules estaba en tres segundos respecto a los de Dani Pérez y nueve más en referencia a Hondarribi.

A partir de ahí, la lucha ha quedado reducida a los dos botes vizcaínos, y la igualdad era patente en la segunda maniobra, con un segundo a favor de Zierbena. El tercer largo ha definido en gran parte la regata, toda vez que Urdaibai ha repetido en ese tercero su buen hacer en el primer largo y la ventaja ya en la ziaboga era considerable. Los doce segundos con los galipos y los 63 con Hondarribi dejaban la regata casi definida.

Tirón de Bermeo e Isuntza roza el podio

Y, como es norma y costumbre de la casa, la cuadrilla bermeotarra ha ido incluso a más en ese último largo. Ni las adversas condiciones ni los rivales han opuesto resistencia a una embarcación que sigue demostrando estar un escalón por encima del resto. Urdaibai ha llegado a meta con una renta de 31 segundos sobre Zierbena y de 1’09 con una desdibujada Ama Guadalupekoa, que ha tenido que conformarse con el bronce. Y gracias.

Y es que Isuntza ha empleado tan sólo cuatro segundos más que los verdes, lo que ha impedido un pleno vizcaíno en el podio. Respecto a la otra trainera de nuestro territorio, Ondarroa, ha acabado en la penúltima plaza. Los de Iñaki Errasti han sufrido algunos contratiempos a lo largo de la regata y sólo han podido superar a Getaria en línea de meta.

Las chicas de Kaiku, descalificadas

Sin embargo, hay que decir que la trainera ondarrutarra ha sido la mejor de las nuestras en categoría femenina, aunque aquí debemos hacer una matización. Tras la regata, en la que la victoria ha correspondido a Arraun Lagunak y en la que Kaiku ha ocupado la cuarta plaza, se ha procedido a la descalificación de la Bizkaitarra. La razón la encontramos en la llegada a meta: la trainera de Sestao ha entrado dejando la baliza a estribor, y no a babor, por su calle, como se precisa en este tipo de regatas contra el crono.

La mañana ya había comenzado con un primer golpe en forma de castigo de diez segundos por salir sin estacha, error en el que también han incurrido otros tres botes (Ondarroa, Orio y Tolosaldea). Si nos fijamos en la propia regata, Kaiku ha terminado a diez segundos del podio, por lo que debemos calificar de muy positivas las prestaciones del equipo dirigido por Andoni Galván, que venía de ganar el Campeonato de Bizkaia y que también este verano apunta alto. En referencia a Ondarroa, decir que ha ocupado la sexta posición (a 1’41 de las ganadoras), mientras que Deusto ha sido séptima y última a 2’16.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *