Buenos y malos recuerdos en Montilivi

En Girona debutaron Iñigo Martínez y Andoni López en la vuelta de Yeray tras superar un cáncer
Buenos y malos recuerdos en Montilivi
Estadio de Montilivi / Girona FC
Banner de Pollería Ainhoa en Bilbao

El Athletic vuelve del parón con una salida complicada: vista al flamante líder de la primera división. Aún está por ver si es un líder con pies de barro o uno sólido, pero aguantar en lo más alto después de un tercio de campeonato es muy meritorio.

El rival y el escenario no son los ideales, pero los rojiblancos deben verlo como una gran oportunidad para sumar tres puntos y presentar seriamente tu candidatura europea ante un equipo que puede ser rival directo, porque, aunque muchos lo comparen con Leicester, veo casi imposible que se lleve el título. Otra cosa es que pueda amarrar puesto de Champions League y encarecer un poco más las plazas continentales de la próxima temporada. Sería un salto espectacular para refrendar su apuesta. 

Girona

El apoyo del grupo City ayuda mucho al proyecto, que duda cabe, pero ahí se ve un trabajo bien hecho por parte de todos los estamentos del club, empezando por su entrenador. Michel es un tío sensato, que habla de fútbol y desprende ilusión por los cuatro costados. Es la piedra angular del proyecto. De la mano del técnico madrileño han emergido unos futbolistas que trasladan al césped el mensaje de su míster.

Tienen buenos jugadores, pero no basan su proyecto en uno dos cracks fichados con ayuda de petrodólares, sino que han ensamblado las piezas para enamorar a todos los seguidores del fútbol. Es un equipo que combina bien y sobre todo imprime una gran velocidad en su juego. Es capaz de acelerar las acciones y eso le convierte en un equipo tremendamente vertical, casi imparable en algunos momentos. Otra prueba más para el sistema defensivo de Valverde tras las dudas que nos dejaron ante el Celta.

Recuerdos de Montilivi

Los leones solo han jugado tres veces en Montilivi, con dos derrotas y una victoria. La temporada pasada se perdió en un partido infumable con gol del bilbaíno Iván Martín, al que habrá que seguir de cerca. En la 18/19, con Garitano en el banquillo, se logró el único triunfo allí por 1-2. Iñaki Williams y Raúl García remontaron el gol inicial de Stuani. Y aunque me ha tocado estar en las tres ocasiones, la que mejor recuerdo guardo fue la de la campaña 17/18, no tanto por el resultado ni por ser la primera visita, sino por todo lo que pasó.

En la 17/18, Andoni López e Iñigo Martinez se convirtieron en leones de nuevo cuño allí, concretamente el 609 y 610 en la historia del club. El cachorro vivió un estreno accidentado. Cometió un penalti evitable y eso le condicionó el resto del partido. Se le vio afectado y no remontó. Y por supuesto aquel día regresó Yeray Álvarez. La puesta en escena era inmejorable: el día mundial contra el cáncer. Su sonrisa en medio de la caótica zona mixta de Montilivi nos hizo olvidar un partido tan malo como aquel, todo pasó a un segundo plano. Ahora también tenemos ganas de verle sonreír sobre el verde. De momento ya ha empezado a correr. Cada día queda menos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *