River-Athletic, Arenas-Valladolid y Gernika-Celta en la segunda ronda copera

Derbi vizcaíno en Las Llanas, mientras que Gobela y Urbieta acogerán interesantes duelos con opciones para los nuestros
River-Athletic, Arenas-Valladolid y Gernika-Celta en la segunda ronda copera
Banner de Kurago en Bilbao

Tenemos ya rivales para nuestros equipos en la segunda eliminatoria de Copa, que se disputará entre los días 20 y 22 de diciembre. Los bombos podían deparar un derbi vizcaíno y así ha sido. Sestao River y Athletic repetirán cita en Las Llanas, como ya ocurriera en la campaña 2019/20. De esta forma, verdinegros o rojiblancos estarán en dieciseisavos, lo que también significa que ineludiblemente uno de los dos se quedará en el camino. Toda vez que eso es ya innegociable, confiaremos en que el único que perdamos en esta ronda sea ese equipo que salga derrotado en Sestao.

Pero, además, también entraban en el sorteo Gernika y Arenas. Y de antemano conocíamos dos reglas inamovibles: que ambos ejercerían de anfitriones y que enfrente tendrían a rivales de la 1ª División. El azar ha determinado finalmente que sean, eso sí, dos equipos que circulan por la zona media-baja de la clasificación. Esto quizá suponga un ligero extra de opciones para los locales, pero es indudable que el favoritismo seguirá perteneciendo a Celta y Valladolid. Con su presencia en una liga tres escalones por encima de la que ocupan las dos escuadras vizcaínas, todo lo que no sea la clasificación de celtiñas y blanquivioletas sería una enorme (y maravillosa) sorpresa.

Urbieta y Gobela sueñan con otra campanada

En Gobela, el Arenas Club recibirá la visita de un equipo pucelano que aparece en la 12ª plaza en liga, con una primera parte del calendario que merece el notable, con 17 puntos en 14 jornadas. Cierto es que sufre cuando de jugar a domicilio se trata. Además de la clara derrota en San Mamés (3-0), los de Pacheta han caído en cuatro encuentros más como visitantes, mientras que los otros dos se han resuelto con un empate y un triunfo. Además, claro, del que lograban en la anterior eliminatoria ante el Barbadas (0-2). Los getxotarras afrontarán el envite tras apear a un Segunda (Lugo), y su buen hacer en liga, donde mantienen la segunda posición, permite a los de Javi Olaizola sumar razones para pensar en que otro «grande» hinque la rodilla en su templo.

Por su parte, el Gernika Club dio la campanada al eliminar al Leganés, apoyándose para ello en la tanda de penaltis. Y tras recibir a un equipo que llegaba a Urbieta instalado en la zona media de la 2ª División, es el turno para subir un grado el hándicap y medirse a un Primera. Esta vez llegará a la Villa Foral un Celta que no pasa por su mejor momento. Los celestes manejan un solo punto de renta con el descenso y ya han gastado el (primer) comodín del cambio de entrenador. En la ronda precedente, los gallegos eliminaban al Algar (1-6). Con el trabajo más que hecho en Copa para los de Larrazabal, se tratará en esa segunda eliminatoria de disfrutar de un duelo ante un equipo de la máxima categoría. Precisamente, eso será lo que pueda llevar a los blanquinegros a volver a cerrar a otro rival más el acceso a la siguiente ronda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *