Última hora

El Parlamento Vasco aprueba la Ley de Transición Energética y Cambio Climático

Apuesta por aprovechar las oportunidades del proceso de transición para impulsar la competitividad y transformación de la industria vasca
El Parlamento Vasco aprueba la Ley de Transición Energética y Cambio Climático
La consejera Tapia interviene en el pleno para presentar la ley de Transición Energética / Parlamento Vasco

El Parlamento Vasco ha aprobado este jueves la primera Ley de Transición Energética y Cambio Climático que tiene como objetivo «alcanzar la neutralidad, la resiliencia y una transición justa para 2050», con medidas como un plan de desinversión de combustibles fósiles o el pago de un canon anual a instalaciones de energías renovables, como parques eólicos y solares fotovoltaicos, que revertirá en los municipios afectados.

El grueso de la norma ha sido aprobada con el apoyo de los grupos en el Gobierno, PNV y PSE, y EH Bildu, mientras que Elkarrekin Podemos-IU, PP, Vox y Cs han votado en contra de esta ley que consta de seis secciones y 48 artículos, siete disposiciones adicionales, una disposición transitoria y otras siete finales.

En el pleno, la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, ha destacado que la norma «recoge el reto de aprovechar las oportunidades del proceso de transición para impulsar la competitividad a través de la transformación de la industria vasca basada en un desarrollo tecnológico e industrial y en la descarbonización».

Alcanzar la neutralidad climática

Según ha detallado, el objetivo de esta ley es «alcanzar la neutralidad climática, la resiliencia y una transición justa para el año 2050» y se compromete a «realizar los esfuerzos necesarios» para adelantar ese objetivo al 2045.

En concreto, se plantea lograr la reducción de emisiones del 45% en el año 2030; el ahorro en el consumo final de energía, que deberá ser al menos de un 12% en el año 2030 y de un 37 en el año 2050; y la participación de las energías renovables en el consumo final, que deberá ser de un 32% para el año 2030.

También ha señalado que se trata de una ley transversal que afecta a todas las instituciones. Por ello, las diputaciones y los municipios de más de 5.000 habitantes deberán aprobar en el marco de sus competencias planes de energía y clima. Asimismo, establece en la ley que los presupuestos generales de la comunidad autónoma de Euskadi destinen el 2,5% de sus presupuestos a la adopción de medidas de acción climática.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *